Cuéllar y Mares harán vibrar Los Ángeles

68

El argentino Jesús Cuéllar y el mexicano Abner Mares prometieron una espectacular pelea este sábado en Los Ángeles, donde estará en disputa el título pluma de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB) en poder del sudamericano.

Este combate, en principio, estaba pactado para el pasado 25 junio. Sin embargo, fue cancelado por inconvenientes médicos que no permitieron combatir al mexicano quien ya esta apto para subir al cuadrilátero.

Para este careo, Cuéllar viene muy motivado y ha afirmado a la prensa que siente que su pegada ha sido menospreciada. No obstante, llega con un porcentaje de anestesia del 72% producto de 21 nocauts en 28 victorias. Hasta ahora sólo tiene una mácula en su currículo y fue propinada por el colombiano Óscar Escandon en 2011.

El Argentino ganó su faja AMB de las 126 libras el pasado mes de junio de 2015, cuando derrotó a al armenio Vic Darchinyan y, sólo, lo ha defendido una vez tras pelear ante el puertorriqueño Jonathan Oquendo a quien venció por decisión unánime.

Sin embargo, antes de llegar a ser campeón Cuéllar ostentó la faja interina pluma AMB, la cual le permitió ascender en la división.

Por su parte, Mares quiere su cuarto título mundial, ya ha sido monarca en tres pesos distintos (gallo, supergallo y pluma), y lo único que lo separa de su meta es el pegador argentino.

El gladiador mexicano llega a este careo, luego de una derrota ante Leo Santa Cruz el pasado mes de agosto de 2015, cuando cayó por decisión mayoritaria. Sin embargo, fue uno de los combates más espectaculares del año, así, que reafirmó el buen nivel del azteca.

Esta fue apenas la segunda reyerta perdida en la hoja de vida de Mares que cuenta con 29 victorias, 15 de ellas por la vía del cloroformo, y un empate.

Pero este sábado ambos dejarán su currículo fuera del ring y mostrarán sus armas para deleite del público, armas con las cuales aspiran el máximo honor: el cinturón negro-oro de la Asociación Mundial de Boxeo.

Juan Francisco Arias AMB

Compartir.

Dejar una Respuesta