Golovkin tiene la llave

105

                 A propósito de le pelea Golovkin-Canelo

Por Manuel Menéndez

Sin dudas que el mundo del boxeo está viviendo por estos días otro show muy parecido al de la pelea entre Mayweather- Pacquiao que en definitiva se concretó  después de diez años. Me refiero al posible pleito entre el mexicano Saúl “Canelo” Alvarez y el kazajo Gennady Golovkin.

Esperemos que este no llegue a celebrarse también en diez años porque en ese caso, muy diferente a lo de Mayweather-Pacquiao donde ambos casi emparejaban la veteranía en cuanto a edad, en la Golovkin-Canelo el beneficiado sería el segundo por ser mucho más joven.

Precisamente entre otras causas, muchos aducen que ese es uno de los objetivos de Canelo y su equipo para enfrentar a un Golovkin mucho más viejo y en descenso.

Pero entre una cosa y la otra ya comienzan entre los medios las especulaciones de todo to tipo: que si la oferta con un número de ocho dígitos del equipo del mexicano mencionada por Canelo luego de su reciente triunfo es pura habladuría, que si lo de la mano derecha lastimada en la pelea contra Smith es una excusa para continuar prolongando, que si lo de no tenerle miedo a Golokin no es muy creíble, etc.

El caso es que ha sido obvio que Saúl Alvarez sí ha evadido este enfrentamiento desde el mismo instante en que el Consejo Mundial de Boxeo lo presionó, cosa que lo impulsó a separarse del organismo antes de tener que cumplir con el mandato.

Todos saben que Canelo Alvarez y su equipo han rehuído el combate, eso está más que claro pero, ¿qué ha hecho al respecto el propio Golovkin? Pues absolutamente nada, ha mantenido una imagen de extrema modestia que realmente lo ha convertido en el gran falso modesto. Su actitud pasiva también lo señala como causante de que la pelea no se realice, porque acaso a él realmente tampoco le interese mucho hacerla por ahora.

Se ha comentado sobre las declaraciones incisivas de su entrenador Sanchez para presionar, se conoce que el gran público quiere que se haga, pero esto no basta. El propio Golovkin es quien debe presionar más como protagonista principal y sin llegar a hacer lo que hizo, por ejemplo Erislandy Lara públicamente  al pedir una oportunidad a modo de favor, debe poner sus condiciones como a quien consideran el mejor del mundo.

Gennady Golovkin tiene la llave. Hasta que Gennady Golovkin no declare públicamente ya sea sobre un ring, ya sea en cualquier reunión o conferencia sus puntos de vistas de un modo retador y más agresivo, continuará el gran show. Posiblemente una actitud agresiva del kasajo sea la solución para acelerar el encuentro. Así es el boxeo, un espectáculo por encima de todo.

Hasta que el propio Golovkin no ponga un plazo, por ejemplo, de un año como máximo para pelear, con la condición de que de vencerse el plazo entonces él ya no pelearía bajo ningún concepto, continuará prolongándose la espera por varios años más. En estos casos hay que darse su lugar, como se dice. El poder monetario está de parte del Canelo y su equipo pero sin Golovkin tampoco habría dinero en enormes cantidades.

Y opino que el día que Golovkin  ponga sus condiciones como las puso el Consejo Mundial de Boxeo en su momento y se llene de valor echando esa falsa modestia a un lado y grite públicamente a toda voz :¡CANELO  NO PELEA CONMIGO PORQUE SI  ME TIENE MIEDO, ES UN COBARDE!, la pelea se celebraría en pocos meses de seguro.

Compartir.

Dejar una Respuesta